La Tela di Carlotta
it en es

Como tener un niño me ha hecho más productiva

abr 14, 2016

No soy una persona que está mano sobre mano. Soy bastante determinada y si quiero algo, antes o después, entre altos y bajos, lo consigo. Di dos años de exámenes en uno cuando conocí a Alex y quería mudarme a Marbella (te lo tendré que contar alguna vez). He creado mi negocio de la nada cuando me he dado cuenta que las agencias de traducción ignoraban mis CVs. Empecé a ser paleo y hice deporte todos los días, de lunes a domingo, durante años cuando decidí que era la hora de vivir sano.

No son grandes logros, pero yo estoy orgullosa por ellos. Me han hecho más fuerte y más determinada todavía. Todo esto, lo he conseguido en esos periodos de mi vida en los que trabaja duro—el tipo de duro que va de las 6 de la mañana a las 10 de la tarde.

Pero esto no significa que siempre he trabajado duro. Los primeros dos años de universidad fueron una catástrofe: salía de mi relación de cinco años con mi primer novio, tenía el corazón destrozado y hice más fiestas-nutella-amigos-Lost que horas de estudio. Un par de años más tarde, después de un año perdido en enviar CV para realizar mi sueño de convertirme en la próxima Fernanda Pivano, me sentía emotivamente destrozada y muy poco motivada, y me quedé mucho en casa a llorarme encima. Cuando estaba embarazada de 8 meses y pasé mis clases a otras profesoras, tenía tanto tiempo libre que habría podido escribir diez libros… y lo utilicé todo para mirar los miles y uno capítulos de The Good Wife.

Demasiado tiempo entre las manos. Eso ha sido el común denominador de esos periodos improductivos de mi vida.

Desde hace poco, he descubierto el concepto de Deuda de Idea, cuando pasas demasiado tiempo pensando en un proyecto, soñando con tener éxito, imaginando un futuro maravilloso… y demasiado poco tiempo haciendo algo para lograrlo. Me he endeudado tanto de ideas durante esos periodos improductivos y me he sentido tan agobiada, que a veces en lugar de ponerme a trabajar duro, procrastinaba aun más. Que significa aun más Deudas de Ideas—es así que uno se endeuda, no?

Cuando no hay tiempo, no hay tiempo para perder

Y después llegó Oliver. Y puso todo patas arriba.

De repente, todo el tiempo que tenía para mí desapareció. No había más tiempo para la Good Wife (ni en TV ni en mi casa). No había más tiempo para el deporte. No había más tiempo para el blog. No había tiempo ni para dormir.

Contra toda lógica, fue entonces que empecé a ser más productiva y escribir más. Me doy cuenta ahora de que solo entonces empecé a pagar mis Deudas de Ideas.

Como? Bueno, cuando no hay tiempo, no hay tiempo para perder.

Después de los primeros dos meses de adaptación a ser neo mamá y un poco despistada, ahora estaba cuidando de Oliver las-24-horas-del-día-los-siete-días-de-la-semana, dando 10-15 clases de inglés a la semana, yendo dos o tres veces a mis clases de baile por la noche y quedando con otras mamis todos los días.

No, no había tiempo para el bog, para mi proyecto, para pagar mis Deudas de Ideas. Pero como no había tiempo, todas las veces que me sentaba al ordenador aunque solo durante cinco minutos, escribía, escribía, escribía. Me concentraba. Terminaba lo que tenía pensado.

Hoy en día, es raro que me siente al ordenador sin una idea muy clara de lo que voy a hacer—pienso en él mientras juego con Oliver, mientras conduzco para ir al parque, mientras pongo una lavadora, mientras limpio la casa, cuando no consigo dormir. Está todo en mi cabeza. Sí, todavía pienso mucho en mi proyecto pero cuando tengo la oportunidad de sentarme y trabajar, no pierdo tiempo—porque ahora, esa primera media hora que usaba para leer otros blogs, surfear el internet, curiosar el Facebook… puede ser la única media hora que tengo!

Tú también puedes hacerlo (con o sin bebé)!

Ser madre me ha hecho más productiva. Pero no estoy diciendo que necesitas un niño para ser productiva. Lo que estoy diciendo es: si lo hago yo, con el poco tiempo que tengo, puedes hacerlo tú también. Concéntrate en la imagen global, pero trabaja en sus pixeles. La mayoría de las guías a la productividad te dicen que elijas un día y una hora y siempre trabajes en ese tiempo: si eres una mamá de un bebé/niño pequeño que no va a la guardería, sabes que eso es imposible!

En cambio, ten una idea clara de lo que quieres hacer, y cuando tienes la oportunidad de hacerlo, no pierdas tiempo, no mires a las redes sociales, apaga las notificaciones, desconecta teléfono y timbre, olvídate de esa persona que tienes que llamar, de ese regalo que tienes que comprar, de la casa que hay que limpiar. Trabaja. Durante cinco minutos, media hora, cuanto puedas. A veces yo consigo escribir solo pocos párrafos o traducir medio artículo: no es lo ideal y a menudo me enfado, pero es lo que hay y tiene que ser suficiente.

Y sí, todos los días me agobio si pienso en todo lo que hay que hacer, todos los artículos que quiero escribir, todas mis ideas que no consigo sacar del cajón, todos los cambios que me gustaría hacer. Pero todos los días me siento a mi ordenador y escribo, traduzco, promociono y creo. Y sé que un día todo esto habrá sido suficiente para convertir La Tela en algo grande.

Estoy lentamente, pero seguramente pagando mi Deuda de Idea, un artículo a la vez.

Cuál es tu Deuda de Idea? Como la estás pagando?

Dime qué opinas

¿Te ha gustado? Estás de acuerdo? Me encantaría saber qué opinas.

Creo que estos te gustarán

El blog

Escribo principalmente sobre genitorialidad, Montessori y multilingüismo. Lee mis últimos artículos.

Vida sostenible
Vivir de manera sostenible para mí no significa solo tener un estilo de vida más ecológico. Significa tomar decisiones sostenibles para nuestro planeta, las personas que los habitan, pero también para nuestra vida, nuestro estilo de vida y nuestra felicidad. Significa aprovechar cualquier oportunidad diaria para evolucionar como seres humanos, para ser más felices, más sanos, más amables, más responsables y más cuidadosos — la única forma sostenible para un futuro significativo.
Face yoga, el yoga para la cara
Porque deberías llevar la misma ropa dos veces en Instagram
El poder de crear habitos (y porque deberías hacerlo, aunque luego los rompas)
Comer de manera responsable es la dieta del futuro (¿Te apetece enseñarlo a tus niños?)
El poder de NO quejarse: ¿podrías hacerlo durante un mes entero?
¡Limpia tu planeta, por favor!
Infografía: 8 pasos para pasar a los pañales de tela
Una nota personal sobre la felicidad
Una nota personal sobre los social media
Un cambio de vida siempre expande tus horizontes
Acabas de llegar a La Tela?
He preparado colecciones de varios artículos que he escrito a lo largo de los años. Quizás encuentres uno que te interese.

Viajes

Vendimos todo para viajar por el mundo durante dos años. Actualmente estamos en Nueva Zelanda.

Libros

En 2020 escribí 4 libros para la colección “Gioca e impara con il metodo Montessori" curada por Grazia Honegger Fresco. La colección es un proyecto de Il Corriere della Sera y La Gazzetta dello Sport.

También implementamos los talleres de los últimos 15 volúmenes de la colección con Oliver y Emily.

Podcast

En mi podcast, “Educare con calma”, hablo de varios temas, desde Montessori hasta la sostenibilidad. ¡Solo en italiano!

nov 27, 2020 • 33m
La bugia del Natale: perché abbiamo scelto di non raccontarla
In questo episodio racconto come viviamo noi il Natale da famiglia non credente e che applica i principi Montessori e rispondo alle domande più frequenti che mi sono state fatte in queste settimane che ci avvicinano alle vacanze natalizie: "Parli di Babbo Natale con i bambini? Come vivete il Natale in casa? Fate regali? Non ti manca la magia del Natale?" …  Nell'episodio menziono questi articoli che vi invito a leggere:  Natale e Montessori: incompatibili? Natale e Montessori: incompatibili? ...
17
nov 19, 2020 • 25m
Pene e vulva: normalizziamo le parole
Con questo episodio inizio una serie di conversazioni a tema sessuale, perché credo che in Italia se ne debba parlare di più, soprattutto tra famiglie con bambini. L'educazione sessuale è un aspetto importante dell'educazione dei bambini e deve iniziare da piccoli. Un ottimo primo passo è proprio quello di normalizzare parole "imbarazzanti" come pene e vulva e sostituirle alle più comuni pisellino e patatina. Nell'episodio dico che non avevo trovato la storia originale in spagnolo della "gall...
16
nov 13, 2020 • 13m
"Non sono cresciuto Montessori e sono venuto su bene lo stesso!"
In questo breve episodio rifletto su una frase che ho sentito/mi è stata detta spesso per difendere l'educazione tradizionale (da genitori che crescono i propri figli con metodi più tradizionali come le minacce, i castighi, le punizioni ecc). Ti suggerisco anche come risponderei io. La citazione che menziono nell'episodio è una frase che disse la madre di Jane Goodall, antropologa inglese che ha dedicato la sua vita allo studio degli scimpanzé: "Se le persone non sono d’accordo con te, la cos...
15

Instagram

Actualizo Instagram casi todos los días para estar “cerca” de mi familia lejana.

¿Por qué La Tela di Carlotta?
Soñé con el nombre La Tela di Carlotta. Una mañana me desperté y en mis sueños había creado un blog con el mismo nombre de la novela americana (Charlotte’s Web). Muchos años e infinitos altibajos después, esta telaraña de pensamientos e historias es mi trabajo. Tardé mucho en entender qué tipo de presencia online quería ser y hoy lo sé: soy transparente, muestro la vida real, no hago publicidad, solo recomiendo marcas sostenibles (y no siempre porque me paguen) y creo en el valor de mi blog y de mis cursos – porque si no creemos en el valor de nuestro trabajo, nadie creerá por nosotros.
Carlotta
Carlotta dreaming of La Tela
¡Lo sé! Yo tampoco quiero que se acabe.