La Tela di Carlotta
it en es

La verdad sobre Paris con niños pequeños

sep 13, 2019

Paris es Paris. Es una señora segura de sí misma que sabe lo que vale y no necesita hacer nada especial para que la ames. Ella sabe que ganará tu corazón. Con todas sus contradicciones, con lo bueno y a pesar de lo malo.

Con su hermosa mezcla de culturas, los pequeños balcones, la impresionante arquitectura, las baguettes que te comes la fin antes de llegar a casa. A pesar de las protestas, los parques de juego de pago, los minúsculos ascensores, las personas sin hogar, las áreas malas al lado de las buenas sin transición (¡el síndrome de París es real!).

Todo esto da igual, un día te encontrarás caminando por sus calles, mirarás a tu alrededor, mariposas en el estómago y un solo pensamiento: “Vaya, estoy caminando en París”. París es París y siempre lo será.

PERO.

¿Es buena París con niños pequeños? Pero, de verdad.

Después de un mes en París, puedo decir con extrema confianza que no es una ciudad que recomendaría nunca para unas vacaciones con niños pequeños.

Es caótica (¡a los franceses les gustan mucho sus protestas!), no es adapta para los niños pequeños, hay mucho que ver con los niños, pero casi nada es gratis (¡a veces ni siquiera parques infantiles públicos!), Los restaurantes no te quieren mucho cuando caminas con niños … sin mencionar que los niños mayores de tres (!) pagan en transporte público (esto, viniendo de Helsinki, donde incluso las mamás con cochecitos no pagan y Budapest, donde los niños menores de 6 años entran gratis, ¡fue un shock para nosotros!).

Por lo general, ir a cualquier parte tarda más de media hora (más en autobús), los túneles subterráneos que conectan las líneas de metro son infinitos (no es agradable con dos niños pequeños), se hace cola para todo, y… la ciudad a menudo huele a pis, como Oliver siempre nos hacía notar.

Creo que en París tienes que encontrar tu propia burbuja.

Afortunadamente, nosotros encontramos nuestra burbuja en el área cerca de Place de la Republique, que pronto se convirtió en mi lugar favorito: una plaza donde casi todos los días hay muchas actividades para niños, donde se respira un fuerte sentido de comunidad y cada noche de verano (cuando hay protestas) hay algún tipo de evento de baile organizado y gratis (desde salsa hasta swing y rock’nroll). Ah, y todos los metros y autobuses llegan y salen de aquí.

Aquí tienes mi guía para padres que desean visitar París con niños pequeños, una lista de lugares que no encontrarás en casi ningún otro sitio, porque nos gusta salir del camino trillado. Para todo lo demás, lee el bonito blog Mama Love Paris, mi lectura cada mañana con el café durante nuestra estancia.

L'r de Jeux en Place de la Republique

En el verano, todos los días de miércoles a domingo (y en invierno, todos los miércoles y los domingos) de 15:00 a 19:30, un grupo de jóvenes dedicados abre el gran contenedor rojo que vive en una esquina de Place de la Republique y monta una gran área de juegos para que todos los niños vayan a jugar gratis. Sí, gratis! Y no solo niños, hay juegos para adolescentes, jóvenes adultos, padres, abuelos… es una gran comunidad.

Crean muchas áreas, cada una dividida por alfombras de juego y que ofrece una actividad diferente (Duplo, imanes, juegos acuáticos, juegos de roles, cocina…), y como si no fuera suficiente, ¡lo configuran cada día de manera diferente!

Pero la mejor parte es que estas personas aman lo que hacen. Aman a los niños, los vigilan, juegan con ellos, ayudan a resolver conflictos… son simplemente maravillosos, y este lugar es una joya en París. Tienen otras ludotecas móviles en la ciudad, así que contáctalos para conocer más ubicaciones.

Suelo de agua

Ah, en el otro lado de Place the Republique, hay una parte de la plaza que se moja con agua hasta crear un suelo de agua: no es un lugar para jugar, pero nadie se queja si la atraviesas corriendo en un día caluroso… yo no he dicho nada!

A Lacroix Patisserie

El día que visites Notre Dame, tienes que ir a A. Lacroix Bakery. No solo porque tienen pasteles deliciosos (aparentemente al pastelero le gusta improvisar, por lo que la selección cambia a menudo) y macarrones gigantes, sino porque tienen un área de juego para que mamá y papá puedan tomar un descanso verdadero. ¡De nada!

Y lo más probable es que la pastelería les dé a todos la energía suficiente para dar un hermoso paseo por el Sena, hasta el Louvre para tomar una foto como esta:

El "café del barco"

Zia Cri encontró Le Comptoir Général, un pub que también funciona como cafetería durante el día, y le encantó la pequeña bandeja con café y tres pequeños pasteles. Desafortunadamente, el día que nos llevó allí, tenían un evento especial, por lo que no pudimos desayunar. Pero logramos tomar una foto en el barco (normalmente no se puede subir allí, pero no lo sabíamos, ¡Uy!).

No tiene área de juegos, pero es grande, tiene un patio encantador y muchos detalles agradables para que los niños exploren. Si visitas Canal San Martín, este lugar te dará un pequeño descanso. Tienen diferentes horarios de apertura, así que llámales antes de ir.

Parque Buttes'Chaumont

¡Esto, para mí, es imprescindible! El parque no tiene un parque de juego, porque es un parque de juego en sí mismo. Oliver y Emily pasaron horas tirando palos al agua y siguiéndolos río abajo. ¡La vista desde el Templo de la Sibila (al que se llega cruzando un puente hecho del mismo creador de la Torre Eiffel!) merece la cuesta arriba!

Mama'Lou

Puede parecer una locura, pero en París hay muy pocos cafés para familias (cafés con área de juegos), y todos están en el 15 Arrondissement (distrito). Por cierto, ¿sabías que en París siempre sabes en qué distrito estás porque está escrito encima de cada letrero de nombre de la calle?

Mama’lou es la única cafeteria para familias que estaba abierta durante nuestra estadía allí (en agosto, muchas empresas cierran por vacaciones), pero la dueña es tan adorable y el lugar es tan hermoso y acogedor, ¡que hubiera sido mi favorito de todos modos! Ofrece una selección de pasteles y café (que combinado con un área de juego es todo lo que una mamá necesita ;-).

Lo encuentras en FacebooK y en GoogleMaps.

Ten en cuenta que no sirven almuerzo, pero encontrarás muchos restaurantes por allí: nosotros elegimos el vegetariano Restaurant Vege para deliciosas ensaladas y hummus con pan de pita. Helado en Amorino (¡suena italiano, pero en realidad es francés, directo de París!), un poco más de juego en el parque de juegos Square Yvette Chauviré y ¡todos están felices!

Lugares turísticos

Entre los lugares más turísticos, que por supuesto visitamos, estos fueron mis favoritos, y agregaré algunos de mis consejos secretos de La Tela para visitarlos:

Jardín de Luxemburgo

Puede pasar fácilmente todo un día aquí (y deberías hacerlo, porque pagas el patio de juegos por día, 3€ por niño ;-). ¡El parque de juegos es grande, con muchas estructuras divertidas, una tirolina y baños limpios! El antiguo carrusel cerca del parque de juegos es super bonito y Emily estaba super concentrada intentando coger cuantos más anillos con su varita!

Justo cerca del parque de juegos, encontrarás el Teatro de marionetas (que ha estado funcionando desde 1933): costó 25€ para toda la familia y todos lo disfrutamos aunque fuera en francés. Consejo de La Tela: ve temprano y siéntales a tus hijos en la última fila solo para niños, para que puedas sentarte justo detrás de ellos y explicarles, si hace falta. Echa un vistazo a su sitio web para ver el programa (nosotros vimos Les aventures du chat Minouchet].

Solo el parque, el parque de juegos y el espectáculo de marionetas serán suficientes para pasar un día aquí, pero si no estás demasiado cansado, puedes alquilar barcos de juguete donde la gran fuente y hacerlos navegar.

Hay muchos restaurantes alrededor del parque, pero no tengo una recomendación increíble: nosotros compartimos dos pizzas en La Piazzetta

Jardin d’Acclimatation

Había leído online que puedes ir al Jardin d’Acclimatation y solo pagar el ticket de entrada, saltarte las atracciones y dirigirte directamente a los (magníficos) parques de juegos gratuitos y al (increíble) área de juegos de agua. Bueno, resulta que con niños pequeños, no puedes! Tienes que pasar todas las atracciones para llegar a los parques infantiles gratuito… ¡es cómo llevar a un niño a una tienda de juguetes solo para mirar los juguetes! ¡No tiene sentido!

Nosotros compramos un paquete de 15 atracciones por 35€ y los niños estuvieron contentos con eso. Ten en cuenta que en el carrusel los adultos van gratis, mientras que en todas las otras atracciones donde los niños deben ir acompañados, los padres también tienen que pagar, así que si tus hijos saben contar, tal vez explícaselo de antemano para evitar crisis ;-).

Tour Eiffel (no necesita un enlace de Google, ¿verdad? ;-)

París no es París sin una visita a la Tour Eiffel, que j’adore! Me encanta tanto que fui allí cinco veces durante mi estadía en París, tres veces con los niños y dos veces por la noche para verla brillar.

Puedes pasar por debajo de la torre de forma gratuita, y a un lado hay un bonito estanque rodeado de rocas que a Oliver le gustó escalar.

También hay un parque infantil en Champ de Mars, pero Oliver dijo que olía a pis, (¡yak!). Así que si necesitas un lugar para descomprimirte después de la Tour Eiffel, puedes ir a la cafeteria Mama’Lou para una sesión de juego (y café para mamá, por supuesto): son unos 15 minutos andando (con un carrito) o más rápido en Lime, ¡y merece la pena!

PD. Al igual que en Viena y Budapest, también en París solíamos usar Lime. Comenzamos un viaje en grupo, pongo a Emily en el portabebés en mi espalda, Oliver va con papá ¡y listo!

Parc La Villette

Si quieres un día de juegos, La Villette es tu mejor opción. Los tres parques infantiles diferentes son GRATUITOS (y son bonitos… ¡el famoso tobogán del Dragón también está aquí!), puedes hacer un picnic en el césped o tomarte un delicioso pincho (también opciones vegetarianas) con papas fritas en La Petite Brochette (un puesto en el acogedor jardín del restaurante La Petite Halle); y si el clima empeora, puedes ir a Little Villette, un área de juegos bajo techo con muchas actividades diferentes (también gratis, pero consulta los horarios de apertura en su sitio web).

También fuimos a Cité des Enfants, una exhibición/area juego permanente para niños de 2 a 7 años en el museo Cité des Sciences et de l’Industrie, pero… ¿honestamente? Si bien es definitivamente agradable y lleno de actividades, es muy costoso (¡los adultos pagan más que los niños!), tiene un tiempo limitado (1,5 horas), y me hubiera gustado el personal fuera más involucrado con los niños… para mí, ¡no vale la pena!

Pero si vas y tienes hambre después, no lo pienses dos veces y cómete una pizza en IT en el centro comercial de al lado (lo sé, lo sé, la pizza en un centro comercial generalmente es un NO-NO, pero esta está bien, también de precio. ¡Confía en mí!).

¿Quieres visitar Montmartre con niños?

Una visita a Montmartre significa mucho caminar y muchas escaleras, lo que no es ideal para niños pequeños.

Pero puedes hacerlo divertido: coge el funicular (es un ticket del metro), camina por la plaza tratando de encontrar la Tour Eiffel (¡no es fácil!), haz un tour rápido por el Sacré-Cœur (Oliver y Emily encendieron tres velas!), y luego súbete al tren turístico y relájate durante media hora mientras recorre todo el distrito de Montmartre, pasando también frente al Moulin Rouge.

Almuerzo? Ve a Soul Kitchen y disfruta de un menú vegetariano pro 15€ mientras los niños teen todos los libros en las estanterías!

Musée d’Orsay

Si tienes ganas de intentar algo de adultos con niños, Musée D’Orsay es probablemente tu mejor opción. Y es deslumbrante. Y los niños grandes y pequeños y los jóvenes menores de 26 años entran gratis. Y si te gusta el arte como a mí, aquí puedes ver, entre otros, el Autorretrato de Van Gogh, la Olympia y Le Déjeuner sur l’Herbe de Manet, la estatua del oso polar de Ponpon y esta increíble pintura de ovejas que Oliver adoró ;-)

Niñera en París

Chicos, París puede no ser ideal para los niños, pero es muy ideal para parejas y para citas y TAN romántica que tienes que salir sin niños mientras visitas.

Afortunadamente para ti, no pudimos llevar a nuestra niñera con nosotros alrededor del mundo, por lo que todavía está en París y acordó compartir su contacto públicamente para los lectores de La Tela.

Se llama Rocío, es argentina pero también habla inglés y hará todo lo posible para hacer felices a tus hijos. Aquí está su número: (+33) 633 06 10 25.

La mejor cita romántica en París?

Cena en Montmartre, mira las luces de la ciudad desde la plaza frente a la Catedral Sacré-Coeur, camina por las calles estrechas y… ¡ve a ver el Mouline Rouge! Es caro, pero te sorprenderá.

Es el mejor espectáculo que he visto en toda mi vida (y hemos visto espectáculos buenísimos del Cirque du Soleil en Las Vegas). ¡Tan bueno que Alex y yo (sí, incluso Alex!) no podíamos dejar de hablar de eso cuando llegamos a casa a las 2 de la madrugada!

Descarga mi colección de Apple de París

Cada vez que visito una ciudad, creo de antemano una colección de Apple a la que me miro cuando estoy de viaje.

Si lo deseas, puedes descargar mi colección de Apple Maps de París y agregar los lugares que deseas ver para crear tu propia colección.

Dime qué opinas

¿Te ha gustado? Estás de acuerdo? Me encantaría saber qué opinas.

Creo que estos te gustarán

El blog

Escribo principalmente sobre genitorialidad, Montessori y multilingüismo. Lee mis últimos artículos.

Vida sostenible
Vivir de manera sostenible para mí no significa solo tener un estilo de vida más ecológico. Significa tomar decisiones sostenibles para nuestro planeta, las personas que los habitan, pero también para nuestra vida, nuestro estilo de vida y nuestra felicidad. Significa aprovechar cualquier oportunidad diaria para evolucionar como seres humanos, para ser más felices, más sanos, más amables, más responsables y más cuidadosos — la única forma sostenible para un futuro significativo.
Face yoga, el yoga para la cara
Porque deberías llevar la misma ropa dos veces en Instagram
El poder de crear habitos (y porque deberías hacerlo, aunque luego los rompas)
Comer de manera responsable es la dieta del futuro (¿Te apetece enseñarlo a tus niños?)
El poder de NO quejarse: ¿podrías hacerlo durante un mes entero?
¡Limpia tu planeta, por favor!
Infografía: 8 pasos para pasar a los pañales de tela
Una nota personal sobre la felicidad
Una nota personal sobre los social media
Un cambio de vida siempre expande tus horizontes
Acabas de llegar a La Tela?
He preparado colecciones de varios artículos que he escrito a lo largo de los años. Quizás encuentres uno que te interese.

Viajes

Vendimos todo para viajar por el mundo durante dos años. Actualmente estamos en Nueva Zelanda.

Libros

En 2020 escribí 4 libros para la colección “Gioca e impara con il metodo Montessori" curada por Grazia Honegger Fresco. La colección es un proyecto de Il Corriere della Sera y La Gazzetta dello Sport.

También implementamos los talleres de los últimos 15 volúmenes de la colección con Oliver y Emily.

Podcast

En mi podcast, “Educare con calma”, hablo de varios temas, desde Montessori hasta la sostenibilidad. ¡Solo en italiano!

nov 19, 2020 • 25m
Pene e vulva: normalizziamo le parole
Con questo episodio inizio una serie di conversazioni a tema sessuale, perché credo che in Italia se ne debba parlare di più, soprattutto tra famiglie con bambini. L'educazione sessuale è un aspetto importante dell'educazione dei bambini e deve iniziare da piccoli. Un ottimo primo passo è proprio quello di normalizzare parole "imbarazzanti" come pene e vulva e sostituirle alle più comuni pisellino e patatina. Nell'episodio dico che non avevo trovato la storia originale in spagnolo della "gall...
16
nov 13, 2020 • 13m
"Non sono cresciuto Montessori e sono venuto su bene lo stesso!"
In questo breve episodio rifletto su una frase che ho sentito/mi è stata detta spesso per difendere l'educazione tradizionale (da genitori che crescono i propri figli con metodi più tradizionali come le minacce, i castighi, le punizioni ecc). Ti suggerisco anche come risponderei io. La citazione che menziono nell'episodio è una frase che disse la madre di Jane Goodall, antropologa inglese che ha dedicato la sua vita allo studio degli scimpanzé: "Se le persone non sono d’accordo con te, la cos...
15
nov 6, 2020 • 16m
La rabbia, le urla dei genitori e una storia tibetana
In questo episodio sono stata ispirata da una storia tibetana a parlare di rabbia e del perché urliamo quando siamo arrabbiati. Riconoscere i perché e analizzare le mie reazioni quando urlo è stato per me il primo passo per imparare a gestire la rabbia. Nell'episodio menziono questo articolo: Spiegare come funziona il cervello aiuta i bambini a controllare le loro emozioni. Mi trovi anche su www.lateladicarlotta.com e su Facebook e Instagram come @lateladicarlottablog.
14

Instagram

Actualizo Instagram casi todos los días para estar “cerca” de mi familia lejana.

¿Por qué La Tela di Carlotta?
Soñé con el nombre La Tela di Carlotta. Una mañana me desperté y en mis sueños había creado un blog con el mismo nombre de la novela americana (Charlotte’s Web). Muchos años e infinitos altibajos después, esta telaraña de pensamientos e historias es mi trabajo. Tardé mucho en entender qué tipo de presencia online quería ser y hoy lo sé: soy transparente, muestro la vida real, no hago publicidad, solo recomiendo marcas sostenibles (y no siempre porque me paguen) y creo en el valor de mi blog y de mis cursos – porque si no creemos en el valor de nuestro trabajo, nadie creerá por nosotros.
Carlotta
Carlotta dreaming of La Tela
¡Lo sé! Yo tampoco quiero que se acabe.