La Tela di Carlotta
it en es

Los "muy bien" que quitan la confianza a nuestros hijos

jul 24, 2020

Los padres tenemos un súper poder: con nuestras palabras creamos y modelamos mecanismos mentales, positivos o negativos, que nuestros hijos llevarán consigo para siempre. Activamos o desactivamos la autoestima y la confianza en ellos mismos.

Hay dos palabras en particular que decimos con demasiada frecuencia: "muy bien". Estas simples palabras en realidad pesan mucho: 1. Hacen que los niños dependan de nuestra opinión/juicio, pronto comienzan a buscarlo cada vez que hacen algo; 2. Privan a los niños de experimentar emociones tal como las sienten (cada niño manifiesta las emociones de manera diferente: algunos guardan silencio, pero eso no significa que no sientan orgullo o satisfacción por dentro); 3. Motivan a los niños a hacer las cosas solo para conseguir un "muy bien" (su premio emocional) el lugar de hacerlas por el simple deseo de hacerlas.

Los niños no necesitan escuchar "muy bien" cuando hacen algo bueno: la satisfacción viene de adentro, de haber conseguido algo que querían hacer. La opinión de los padres no los hace sentir más orgullosos, solo crea la necesidad de conocer esa opinion.

Alternativas al "muy bien"

¿Qué digo si no digo "muy bien"? En realidad es muy simple.

Imaginemos que Emily haya escalado una pared en el parque de juegos. En lugar de "muy bien" puedo decir:

• "¡Lo hiciste!"

• "¿Estás feliz?" (¡El enfoque está en lo que siente ella, no en lo que siento yo!)

• "¿Cómo te hace sentir eso?"

Describe lo que ves (con esto nunca te equivocas): "subiste la pared", "llegaste a la cima". Cuando dibuja algo: "dibujaste un sol". Cuando construye algo con Lego: "construiste un camión".

Sonríe y no digas nada: nuestros hijos no necesitan que nosotros (ni nadie más) juzgamos/valoramos su trabajo, su éxito o su valor. La satisfacción viene de adentro, de poder tener éxito.

Este es un pequeño cambio que puede marcar una gran diferencia en la construcción de la autoestima y la confianza de nuestros hijos 💕

Dime qué opinas

¿Te ha gustado? Estás de acuerdo? Me encantaría saber qué opinas.

Comentarios

Paula • oct 13, 2020

Lo he leído varias veces, pero por ejemplo con un niño de 15 meses, sólo he logrado motivarle a hacer ciertas cosas si después aplaudimos... Como tirar su pañal sucio a la basura, apagar las lámparas después de encenderlas.... Vosotros a esa edad tampoco les decíais "bien!!"? Entiendo los beneficios, pero a esta edad no encuentro una alternativa tan potente jejeje

🌸 Carlotta • oct 17, 2020

En realidad, te aseguro que no hace falta… el aplauso y el bien sirven a vosotros, para satisfacer una necesidad vuestra. Tu niño no los necesita… además porque me parece entender que él va a meter el pañal en la basura, por ejemplo… la motivación de hacerlo no es el aplauso, es el deseo de hacer las cosas por sí mismo. Sé que parece raro, pero con el aplauso le estás enseñando a hacer las cosas para recibir un premio y le quitas la satisfacción del logro en sí. No le hace falta, te lo aseguro. Nosotros jamás hemos dicho bien o aplaudido para algo que los niños han logrado y ellos han seguido haciéndolo, porque es su satisfacción personal que realmente cuenta. 🙂 Te invito a probar 🙌🏻

Paula • oct 25, 2020

Lo intento y pico tantas veces repitiendo lo aprendido... Espero ir mejorando y no perjudicarle demasiado antes de conseguir quitarme la manía (al menos yo, ya que mi alrededor no comprende ni comparte este tipo de lógica y educación). Gracias por responder. Un saludo ☺

Creo que estos te gustarán

¡Lo sé! Yo tampoco quiero que se acabe.