NO a la TV en la escuela

6 comentarios
Ayúdame a correr la voz
ItalianoEnglishEspañol

El otro día leí un texto escrito por Marta Prada de Pequefelicidad en su cuenta de Instagram (síguela, es una de las voces mas genuinas que conozco del mundo de la educación y de la maternidad).

Sus palabras han tocado cuerdas profundas, porque me recordó una experiencia que viví en primera persona cuando buscaba una guardería para Oliver en Marbella (hace tres años): casi todas las guarderías que encontré, hasta las que me gustaron más, tenían y usaban televisión como niñera.

Cuando les decía a los directores y a los educadores que no estaba bien, las respuestas eran ridículas.

Aquí te dejo una lista de sus excusas y mis respuestas:

“No ponemos videos, es solo para canciones” -> NO! Para eso existen los mp3 o vuestra voz

“Es solo para relajarse” -> NO! Para relajarnos miramos un libro, nos tumbamos con los ojos cerrados, nos sentamos en silencio durante un rato. La TV no relaja el cerebro, lo agita.

“Es solo para permitir a la seño de poner la comida” -> NO! Contrata una persona que ponga la comida, o que lo haga el chef, el chico del catering, la seño CON los niños!

“Es porque algunos niños no comen sin TV” -> NO! Si tienen hambre, comen. Si no, deja que elijan, ofréceles comida en otro horario o mete a su alcance fruta para picar cuando tengan hambre de verdad.

“Ya, te entiendo, yo también en mi casa no dejo a mis niños que miren TV” -> NO, NO y NO! ¿Entonces porque lo haces en tu ESCUELA? ¿Con MIS niños? 

Queridos dueños, directores y educadores de escuelas y guarderías, nosotros los padres nos sacrificamos y hacemos un esfuerzo para encontrar otras formas de entretenimiento que no sean TV y pantallas: a veces nos encantaría poner a nuestros hijos una tarde entera delante de una peli y trabajar o hasta solo descansar.

Y sí, voy a ser honesta, a veces lo hacemos nosotros también, les sentamos delante de la TV. Pero a nosotros NO nos queda otra, no podemos más, necesitamos un momento de silencio, hemos alcanzado nuestro límite: la alternativa sería una tarde de gritos y consecuentes llantos y todo se quedaría en nuestro corazón, y en los corazones de nuestros hijos.

¿Cuál es VUESTRA razón?

Tenéis TODAS las alternativas: maestras y cuidadoras calificadas, un sinfín de actividades, juguetes y recursos, ambientes profesionales y preparados… ¿de verdad poner a nuestros hijos delante de la TV es lo mejor que vuestro staff sabe hacer?

Y quizás sea también nuestra culpa, de los padres, por no condenarlo y obligaros a cambiar, pero ¿de verdad me decís que usar la TV como niñera es lo mejor que sabéis hacer en vuestra escuela?

No me lo creo.

Y si así es, gracias pero cambio escuela, porque he aprendido a luchar por lo que quiero cambiar en el mundo.


Texto de Marta Prada (mira también su blog y su Instagram)

NO A LA TV EN LA ESCUELA ⛔

Decenas de estudios demuestran que cuanta más exposición a las pantallas más se perjudica el desarrollo del niño a distintos niveles.

Durante los 6 primeros años de vida el ser humano tiene mente absorbente. Esto significa que todo lo que VIVE lo integra en su personalidad para el resto de su vida. La estructura básica de nuestro cerebro y personalidad se forma en estos primeros años.

Frente a la pantalla el niño recibe por minuto una realidad dinámica que impacta con cientos de planos, ángulos, movimientos, dibujos muchos casos de realidades que ni existen, colores, sonidos… Es como meter al cerebro en el programa de centrifugado de la lavadora.

Por eso cuando apagas la tele muchos niños siguen aún con los efectos del centrifugado y están más nerviosos, agitados, con falta de concentración incluso con más agresividad… No todos los niños manifiestan igual los efectos nocivos, pero es igual de nocivo para todos.

Por tanto, las pantallas NO son un buen recurso en el colegio.

¿Días de lluvia? Mueve las mesas con los niños que de paso les servirá para canalizar energía de forma inteligente y juega a la zapatilla por detrás, a Simon dice… Ve al gimnasio…

¿Canciones? Canta con los niños, dales instrumentos de percusión. Cuenta un cuento con títeres…

¿Momento chaquetas? Muéstrales cómo esperar, usa un círculo, cambia el perchero de lugar…

El niño no se divierte frente a la pantalla, entra en estado de ensimismamiento.

Los niños no necesitan pantallas para comer, necesitan saborear la comida, masticar, sentir que se sacian; necesitan límites, necesitan gracia y cortesía, necesitan alguien que les cautive…

Los niños necesitan emocionarse para aprender y eso se lo da la experiencia. Necesitan vivir, así es como aprenden hablar, a caminar, a comer… Practicando.

Más posibilidad de experiencia, de manipulación, de movimiento, más escuchar a los niños, más inspirar… Fuera pantallas.

¿Vídeos pedagógicos? Puede ser un recurso muy puntual a partir de los 6 años, como un apoyo más, para mostrar por ejemplo un volcán de verdad erupcionando o algo del mundo real que queremos acercar a los niños.

⛔ NO TV en el cole ⛔


Ayúdame a correr la voz

La mujer detrás de las palabras

Me llamo Carlotta, tengo 33 años, soy italiana, estoy casada con un finlandés, y juntos criamos a Oliver (4) y Emily (2) Montessori e multilingües. Estamos vendiendo todo para viajar por el mundo.

Más sobre mí →

Te ha gustado? Estás de acuerdo? No? Dímelo en un comentario :-)

Si prefieres, puedes también enviarme un tweet o escribirme en privado.

  1. Ciao Carlotta, condivido in pieno ciò che dici. Io devo correre a prendere mio figlia a scuola proprio perché li intrattengono davanti alla tv! E all’inizio ho dovuto protestare perché facevano vedere loro contenuti non appropriati all’età… Ma purtroppo non esistono scuole alternative. Come fare. Un abbraccio. Ari.

    • Carlotta - marzo 26, 2020

      Eh lo so, è difficile! Purtroppo credo che lamentarti, creare una petizione e farla firmare dai genitori o correre a prenderla così non la mettono davanti alla TV è quello che puoi fare, non molto di più. 🙁 Che tristezza che degli educatori non lo capiscano da soli. Ti abbraccio

  2. Ciao, sono completamente d’accordo su quanto scrivi…
    Io abito in un paese dimenticato da dio e dove non c’è scelta di scuole …
    É quando fai presente che non sei d’accordo sul passare il tempo davanti allo schermo non ho solo la maestra contro ma anche le altre mamme!!
    Per fortuna a casa evitiamo … preferivo giocare o lavorare insieme 😀

    • Carlotta - marzo 26, 2020

      Che tristezza… ma a volte se non c’è rimedio, meglio accettare e aggiustare il tiro a casa, proprio come stai facendo tu! Un abbraccio 🙂

  3. Verissimo!!!!!!!!!!!! Oddio, non comprendo perché alcuni non lo capiscono… alcuni genitori e alcune insegnanti/maestre/caregiver…

    Noi viaggiamo moltissimo e spesso nei ristoranti vedo i bimbi mangiare con un iPhone. Certo che stanno calmi, sono incantati (in senso negativo!), paralizzati… ma sono “bravi”, non giocano con le posate, non ridono, non parlano ad alta voce… non cade nulla dal tavolo… ma vogliamo i bambini così?

    Ti capita di essere guardata male dagli altri genitori? (Cioè da quelli che hanno calmato i loro figli con un iPhone, iPad o laptop e ora esigono che tutti i bambini siano come invisibili nel ristorante*).

    * qui ovviamente ci possono essere situazioni diverse: i bimbi possono essere tranquilli (si fanno notare/sentire ma sono “bravi”) oppure con poca fortuna (succede anche così!) possono essere insopportabili!!! Io in questo secondo caso che ci è capitato alcune volte, prendo take-out o room service ed esco!!! Cioè voglio dire – mi rendo conto che non sia giusto verso gli altri ospiti del ristorante e così in una giornata particolarmente difficile preferisco uscire, non rovinare il pasto a tutti MA non uso l’iPhone come … premio/strumento per calmare/ruota di salvataggio/ dimmi tu! Erano situazioni rarissime ma con 4 bambini sotto 4 anni ci è capitato di lasciare un ristorante in modo “di evacuazione” per evitare sguardi malvagi😂 (e lo trovo giusto!)

    • Carlotta - marzo 26, 2020

      Vabbè, ma tu lo sai che sei il mio mito! Perfino io a volte in questo viaggio (ok, magari due in dieci mesi) li ho messi davanti all’iphone al ristorante, perché volevo una cena di pace con mio marito dopo una giornata faticosa… e non lo fai tu che ne hai quattro! Sei unica!


Vas de prisa?

Regístrate a mi newsletter para recibir los últimos artículos directamente en tu correo electrónico. Sólo un mail al mes. No spam (lo prometo!) 🙂


Podría gustarte también…

He personalmente seleccionado estos artículos para ti para que puedas seguir leyendo…


Post populares…

Estos artículos han tenido mucho éxito! Quizás te gusten a ti también.


Últimos artículos…

Directamente de las imprentas para que puedas leerlos todo seguidos.

Imprint  ·  Privacy Policy