La Tela di Carlotta
it en es

Portabebés Ruckeli: lindo, funcional y versátil.

dic 10, 2018

Este es un post patrocinado: cuando estuvimos en Berlín (unos meses antes de que naciera Emily), encontramos a esta linda y pequeña empresa alemana llamada Ruckeli, les contactamos y ellos fueron tan amables como para invitarnos a su sede central (entonces una habitación) y regalarnos uno de sus portabebés para probar.


Nota: cuando empecé a usar el portabebé con Emily, era verano y habían 40 grados en Marbella, así que opté por mi ErgoBaby Original de lino (que todavía uso), por lo que usé poco el Ruckeli. Todas las fotos de nuestro Ruckeli fueron tomadas para esta critica (excepto la de abajo con uno de los creadores, Urs, y el pequeño Oliver): Emily tiene casi 2 años y Oliver (quien quería participar) tiene 3.5 años.

Sabes que me gustan las empresas pequeñas con una linda historia y Ruckeli me gustó especialmente porque, por una vez, ¡es una historia de papás! De hecho, los fundadores son dos padres alemanes que siempre portaban a sus bebés y niños pequeños a todas partes, y cómo no conseguían encontrar un portabebé que tuviera TODAS las características que querían, ¡lo crearon!

Hay muchas opciones cuando se trata de portabebés y esta revisión no es para comparar el Ruckeli, sino para decir que si está buscando un portabebé hermoso, funcional, cálido pero muy ligero (¡solo ~650 g!) que sea de recién nacido a niño pequeño y que te sorprenda con muchas características ingeniosas y diseños súper lindos, Ruckeli es definitivamente una excelente opción.

Mis características favoritas:

El tejido es extremadamente suave (que me convencería a utilizarlo también con un recién nacido) y está hecho de algodón 100% orgánico.

La banda de la cintura es bastante ancha, lo que me gusta mucho y en realidad lo prefiero a mi Ergobaby Original.

[gallery columns = “2” link = “none” size = “large” ids = “92702,92700”]

Todo el portabebé se puede reponer en su propio bolsillo de la cintura, que también es un bolsillo en el que puedes colocar artículos personales (teléfono, llaves, pañuelos, incluso un pañal de tela) mientras portas a tu bebé.

Cuando el portabebé está completamente repuesto en su bolsillo, también se convierte en un asiento de cadera para tu bebé (Emily te lo enseña en la foto, pero Oliver también puede sentarse cómodamente).

[gallery link = “none” size = “large” ids = “92701,92696,92703”]

Aunque nunca lo aproveché al máximo, el panel del asiento tiene 4 botones para ajustarlo fácilmente a la longitud de la pierna del bebé (algo que no he visto en ningún otro portabebé que he probado). Cuando nació Emily, yo no tenía mucha experiencia de porteo porque Oliver fue un niño de carrito, pero con esta característica ahora me atrevería a usarlo también con un niño de poco meses.

Las correas de los hombros parecían un poco difíciles al principio, pero las usas te das cuenta de que son muy lógicas de usare (además, hay dibujos de instrucciones en el interior de la banda de la cintura ;-)

[gallery columns = “2” link = “none” size = “large” ids = “92698,92699”]

Puedes ajustar la altura del tejido delantero MUY fácilmente deslizándola hacia arriba y hacia abajo (incluso cuando el bebé está adentro). Creo que es ideal especialmente para los bebés mayores que son más activos y quieren moverse para ver en todas las direcciones: cuando (con suerte) se duermen en el portabebé, puedes deslizar hacia arriba la parte delantera para un mejor soporte para la espalda.

En su web, ya no veo nuestro monísimo diseño de elefante (¡que me enamoró! Pero este es también muy lindo), pero me alegró descubrir que Ruckeli ha crecido en los últimos años, mejoraod aún más su portabebé en su colección 2018/2019 e incluso se salió con un par de nuevos productos.

Definitivamente una marca (y un portabebé) para tomar en cuenta! Puedes ver algunos videos del portabebés Ruckeli aquí.

Dime qué opinas

¿Te ha gustado? Estás de acuerdo? Me encantaría saber qué opinas.

¡Lo sé! Yo tampoco quiero que se acabe.